domingo, septiembre 03, 2006

Las pelusas de mi ombligo. Fermín Solis al descubierto.

Despues de bastante tiempo sin actualizar, por fin, puedo dedicarle un ratillo a mi blog.... y es que una ola de trabajo en esceso y una boda en Reus el pasado fin de semana, se han puesto en mi contra para que no pueda dedicarme un ratillo a escribir tranquilamente y dirigirme a vosotros...

¿Dónde podríamos retomarlo? ¡Ah! ¡Ya sé!, en mis trayectos al trabajo siempre tengo tiempo de leer buenos comics y que menos que hablar sobre un autor español que conocí reciencientemente gracias al señor Viruete, su nombre es Fermín Solís y su obra en cuestión de la que voy a a hablaros se titula Las pelusas de mi Ombligo. Esta, consta de dos números editados por Cabezabajo y Dominó Ediciones con portadas a todo color e interiores en blanco y negro.


¿Qué es lo que hizo que me llamaran la atención estos comics? Pues no sabría como decirlo... quizás ese trazo tan simple, pero tan efectivo y que me recuerda a los comics del americano Andy Watson o al mismísmo James Kochalska o los dibujos animados de la famosísima Hanna Barbera o quizás esas historias tan intimistas que nos sumergen en la vida diaria del autor y nos hacen ver sus vivencias cotidianas (de ahí su título) . Ya sea su vida en pareja en su nueva vivienda con sus vecinas que las representa como cotorras y a las que no duda en calificar como amazonas feas... o un paseo por el centro de su ciudad en la que van de compras y derrepente son atacados por una orda de zombies dispuestos a devorarles sus cerebros...
Es esa mezcla de fantasía y ficción que se dan la mano de una forma amable es los que me hace preguntarme si el mundo de la realidad puede estar tan cercano al mundo de lo irreal...


Pulsa sobre la imagen, para verlo a un mayor tamaño.

He de destacar además algunas historias magistrales que nos narran historias con otros personajes ficticios... como la antigua estrella de rock que al verse sin una sola venta de discos desde hace tanto tiempo, simula una muerte repentina para llamar la atención de los medios... o aquella en el que un superheroe se pasa a villano tan solo porque su aspecto físico no es acorde con el estereotipo de héroe con poderes... Otra de mis favoritas es aquella en el que el protagonista se encuentra un ojo de cristal y se ve envuelto en una trama de agentes secretos.... y todo ellos dibujado con apenas "cuatro garabatos"...




Si alguna vez teneis ocasión de haceros con alguno de los dos ejemplares, seguro que disfrutareis tanto como yo y os hará rememorar algun hecho cotidiano de vuestras vidas. Espero que el señor Solís nos digne muy pronto con otras de sus grandes historias en un nuevo volumen, yo no dudaré en leerlo y también procuraré con hecerme con otras de sus obras que aun desconozco pero que me encantaría poder leerlas en alguna ocasión.

6 comentarios:

Viruete dijo...

La primera vez que leí algo de Solís no me gustó demasiado, pero la verdad es que estas pelusas sí que me han gustado mucho y tengo intención de leer más cosas de este hombre.

Montse Akane dijo...

¡Si! Yo ya soy fan incondicional :-)

Y todo gracias a tí, que compraste los dos volúmenes XP

Crazy J! dijo...

Pues yo no conocía estos comics y la verdad tienen su cosilla que atrae. Ah, y no me hable de bodas, son la plaga bíblica de todos los veranos. Menos mal que había barra libre...

ZzazZ dijo...

Probaremos, confío en su buen gusto, y además, eso de mezclar realidad y ficción me mola.

Montse Akane dijo...

Si CRAZY, una autentica plaga, pero lo bien que te lo pasas en las bodas.

ZzazZ, ¡tú si que eres un invitado de honor! :-P Espero que disfrutes estos comics tanto como yo, si te los pillas.

GABBA GABBA dijo...

FERMIN CABRITO, TU HIJO ES DEL TORITO!!!